botella

TIERRA CALMA, de color rojo cereza, con ribete granate. Fino en nariz, limpio y con intensidad en boca, muestra aromas de frutas rojas bien maduras. Acompañado de notas florales y hierbas aromáticas con sensaciones minerales. Buen equilibrio de fruta, acidez y frescura. Amable y sedoso con gran amplitud en boca.

botella